¡Allá vamos!

Paz y violencia

Publicado: 2010-12-28

 

Por naturaleza soy un ser que prefiere ver las hojas del los arboles caer, no soy yo quien las arranca. Prefiero ver el movimiento del mar a estar lazando piedras, quizá mi personalidad determina mi calma, mi serenidad...

Por lo general la linea del tiempo cambiaria mucho si yo participara en esta, sin embargo dejo que las cosas pasen, caigan, suban, exploten y desaparezcan sin ser yo el protagonista. Me refiero al hecho que no meto mis mano en ninguna circunstancia, y evitar cambiar la realidad con mis acciones.

Pareceria la personalidad de un perdedor patetico, quizá lo sea para algunos, pero es lo mas civilizado que un humano podria ser.

Sin embargo la luz, tambien tiene oscuridad y aunque  prefiero usar mi traicionera mente antes que mi esquizofrenica personalidad, solo otro ser tan puro e inocente por naturaleza podria desatar mi lado violento, cruel, asesino...

Pues cuando se trata de proteger, algo sagrado, hermoso, inocente e ingenuo, podría dejar mi cerebro civilizado de lado y utilizar mis puños o mi alma sedienta de sangre, mi alma plateada y brillante, mi alma de acero, mi fiel compañera, mi katana.


Escrito por


Publicado en

El Diario de un espartano

Las crónicas de José